JESÚS LLORA – Sermón de la domínica 9º de Pentecostés – P. Ceriani

Este Sermón tiene su historia: lo hice por primera vez en 1984; como lo di por perdido, lo rehice en 1985; luego encontré la primera versión, ligeramente distinta a la primera e incompleta. De las dos versiones hice una tercera, la cual, con algunas modificaciones y agregados fue publicada como artículo: por decisión propia, ¡es mi último ensayo en la Revista del Distrito!, en 1998…

Ahora añadí dos pequeños complementos, debidos a las circunstancias. Pienso que puede servir para ilustrar el momento que nos toca vivir.

P. Juan Carlos Ceriani

JESÚS LLORA

«Al llegar Jesús cerca de Jerusalén, mirando la ciudad, lloró sobre ella, y dijo: “¡Ah, si en este día conocieras también tú el mensaje de la paz! Mas ahora está oculto a tus ojos. Porque vendrán días sobre ti, en que te circunvalarán tus enemigos, y te cercarán en derredor, y te estrecharán de todas partes; y te arrasarán con tus hijos dentro de ti, y no dejarán en ti piedra sobre piedra, porque no conociste el tiempo en que has sido visitada”. Y habiendo entrado en el Templo, comenzó a echar fuera a los que vendían y compraban en él, diciéndoles: “Escrito está: ¡Mi casa es casa de oración, y vosotros la tenéis convertida en cueva de ladrones!”. Y enseñaba todos los días en el Templo» (S. Lc. 19: 41-47; Evangelio del 9º Domingo de Pentecostés)

Cierto día, entre clamores de entusiasmo y vítores de gloria, cuando todos aclamaban a Jesús y nada parecía oponerse a su poder, un jovencito de unos quince años descubrió que el Señor lloraba.
Asombrado por la paradojal escena que presenciaba, no alcanzando a comprender el motivo de la tristeza de Jesús, que sólo él en su sencillez había detectado, preguntó dulcemente al Señor:

– Jesús, Maestro, ¿por qué lloras mientras todos te aclaman como Rey?

Admirado de que alguien hubiese advertido su dolor, mientras enjugaba sus lágrimas y se daba un respiro, acariciando los desordenados rizos rubios del joven y ensayando una forzada sonrisa, Jesús le dijo:

– Eres muy chico para entenderlo… No creo que valga la pena que intente explicártelo… De todos modos, tu interés y la ternura de tus palabras ya han suavizado en parte mi dolor…

El muchacho, mucho más maduro que lo aparentado por su baja estatura y la realidad de sus quince años, no satisfecho con la respuesta del Señor, exclamó:

– ¡No creas que no pueda comprenderte! Bien sabes que, por lo general, somos nosotros los que te comprendemos mejor. Es más, los mayores ni se han dado cuenta de que llorabas… He sido el único que reparó en tu llanto y descubrió que un misterio se encierra en tus lágrimas…

E insistió:

– ¡Explícame el misterio!

Nuestro Señor ponderó la exactitud de la respuesta y celebró la sensatez y profundidad de las palabras. Animado por ellas, y como buscando desahogo en aquella alma pura, aunque sin esperar ser comprendido totalmente, dijo al perspicaz jovencito:

– A pesar de esta entrada triunfal en Jerusalén y del recibimiento como hijo de David que el pueblo me hace; no obstante el reconocimiento como Mesías que hoy se me tributa, de aquí a pocos días seré negado, traicionado, abandonado. Este pueblo ha sido engañado por sus dirigentes y, si bien en su inocencia me reconoce como Rey y Mesías, terminará dentro de poco por rechazarme.
El motivo de mi llanto, el dolor que embarga mi corazón y arranca lágrimas a mis ojos es la ceguera de los Jefes religiosos de nuestro pueblo. Ellos han pervertido nuestra religión y encaminan a las pobres ovejas hacia el precipicio. Mira lo que han hecho del Templo: parece una cueva de ladrones… Todo esto será terriblemente castigado. Esta sociedad marcha hacia la autodestrucción. La religión será arrebatada a este pueblo y de esta ciudad no quedará piedra sobre piedra. Por no haber querido recibir la visita de su Dios, se hará de él un pueblo pérfido…

El jovencito, que seguía con atención el discurso del Maestro, con ojos chispeantes, sin demasiada cara de asombro, con aire travieso y demostrando entender el tema, interrumpió al Señor y le dijo:

– En verdad, mis maestros me han dicho que algo semejante a lo que dices está anunciado por los Profetas. Comprendo tu dolor; lo que significa el amor no correspondido, tanta solicitud, tanta dedicación, esa elección amorosa y que ahora sea tan mal pagada… Comprendo todo esto y te acompaño en tu pesar, pero, si me permites una reflexión, pienso que debe paliarse con el pensamiento del establecimiento del Reino de Dios que anuncias. La Nueva Alianza reemplazará a la Antigua y serás el fundador de un nuevo movimiento espiritual que perfeccionará la religión de Moisés. Con el tiempo, como Tú enseñas en las parábolas del grano de mostaza y de la levadura, llegará a ser una gran Institución e impregnará todas las actividades humanas… Toda la sociedad se verá influenciada por tu doctrina… Así como esta traición y su castigo están anunciados, del mismo modo los Profetas han visto el surgimiento de una nueva y fecunda religión. Ellos te han profetizado como el fundador de una sociedad perfecta, que debe reemplazar la imperfección de la Sinagoga.

El adolescente interrumpió su monólogo para contemplar el rostro radiante de Jesús y su mirada, brillante, perdida en los siglos venideros…
Tal vez Jesús pensaba en San León Magno, San Benito, San Agustín, San Gregorio Magno, San Gregorio VII, San Francisco, Santo Domingo, San Buenaventura y Santo Tomás de Aquino.
Quizás el Señor contemplaba los monasterios benedictinos, las cruzadas, las catedrales góticas, los conventos de monjes mendicantes, las universidades medievales, los reyes católicos, las familias cristianas y todas las actividades humanas puestas al abrigo de las alas de la Iglesia y de la sombra de la Cruz.

El joven continuó sin estar seguro de que Jesús lo escuchaba:

– Pienso que todo este dolor presente, el mismo llanto de hoy, son como el presagio del triunfo de mañana. Bien lo has dicho Tú mismo: «si el grano de trigo no muere, queda solo; pero si muere, lleva mucho fruto»… Era necesaria esta purificación para que lo imperfecto llegara a lo perfecto. Tiempo vendrá en que tu Iglesia, la que hoy comienza a gestarse, llegará al esplendor y dominará sobre la sociedad. La filosofía, las artes, la política, el derecho, las ciencias y la educación, toda la vida del hombre estará impregnada de tu doctrina y serás reconocido como único Soberano de esa sociedad…

Nuestro Señor, como volviendo en sí después de su viaje por el tiempo, estaba más y más admirado por la sabiduría, profundidad y cierto profetismo del muchacho. Sin embargo, dejó escapar un gesto de desaliento y la tristeza del principio volvió a ensombrecer su semblante…

Sorprendido nuevamente el muchacho, al mismo tiempo que detectaba otra vez lágrimas en los ojos de Jesús, preguntó sobre la causa de este repentino dolor.

Jesús, recuperando un poco la calma, le explicó:

– Todo lo que acabas de decirme es bien cierto. Eso que tú llamas «influenciar todo con mi doctrina» será el fundamento de la Civilización Cristiana, de mi Realeza Social, del triunfo social y público de mi Evangelio, del Cristianismo. La filosofía evangélica gobernará los Estados. La energía propia de mi sabiduría, de mi divina virtud compenetrarán las leyes, las instituciones y las costumbres de los pueblos, impregnando todas las capas sociales y todas las manifestaciones de la vida de las Naciones… Todo eso me consuela y anima en estos momentos para continuar y llegar al término de mi misión, tal como Isaías lo ha profetizado. Bien valen la pena estos dolores de parto para gestar y dar a luz esa futura sociedad… Pero…

La voz de Señor se hizo entrecortada y no pudo continuar. Con mayor asombro aún, su interlocutor insistió sobre el motivo de la tristeza:

– No alcanzo a comprender -le dijo- cómo, una vez más, entre gloria y triunfo, puede mezclarse la angustia y el llanto…

Respetando el dolor de Jesús lo interrogó con delicadeza:

– ¿Qué se esconde detrás de esta reiterada congoja? ¿Por qué esta tristeza cuando hablamos del esplendor de tu Iglesia y de la gloria de esa Civilización por Ella inspirada?

Jesús, seguro ya de hallar comprensión en el jovencito, le expresó el motivo de su quebranto:

– Toda esa gloria irá, poco a poco, oscureciéndose. Esa sociedad, esa Civilización Cristiana, por una serie de golpes mortíferos, se irá destruyendo. El enemigo irá sembrando ideas y costumbres revolucionarias y, golpe tras golpe, una doctrina corrosiva irá reemplazando mi Evangelio y mi Moral de las diferentes partes de la sociedad y de las Instituciones hasta llegar a la misma apostasía. Se instalará así una sociedad con signo revolucionario, anticristiano…
Del mismo modo que será destruida Jerusalén dentro de pocos años, así será destruida la Civilización Cristiana. En la moderna sociedad que la reemplazará, Yo no seré el Soberano absoluto, mi Iglesia y su doctrina ya no serán consideradas como las únicas verdaderas, Dios será expulsado de su seno. Las inteligencias y las voluntades de los individuos, las familias y las naciones ya no se regirán por las leyes de la Iglesia por mi fundada. Todas las falsas religiones serán reconocidas. Ese magnífico edificio, que a lo largo de los siglos se irá construyendo, será, al igual que el Templo que tienen ante tu vista, completamente destruido. Ese campo fértil, en el cual será sembrada la semilla de mi Evangelio y que tan buenos frutos producirá, será devastado, asolado, y allí ya no crecerán sino cardos y espinas, los frutos de la nueva civilización, la sociedad del hombre, el humanismo…

Conteniendo el llanto, y con la mirada perdida en el tiempo que proféticamente contemplaba, dijo al muchacho:

– ¿Comprendes mi dolor y mi llanto?…

El jovenzuelo respondió con seguridad:

– ¡Sí!, entiendo perfectamente. Podríamos decir que lo que hoy ven nuestros ojos no es más que una figura de lo que en realidad sucederá con la sociedad que tu doctrina edificará…

En este momento, el rostro del adolescente cobró una seriedad propia de un adulto sabio y prudente, y añadió:

– Ciertamente, de no habérmelo predicho, no podría imaginar un desenlace tan funesto. Los Profetas nos han hablado de esto, pero, según tengo entendido, tu futura Iglesia no tendrá fin. A pesar de todo, pienso que no debes apenarte demasiado, puesto que, si bien tu enseñanza no tendrá ya preponderancia en las costumbres y en las ideas que dirijan la sociedad, sin embargo tu Iglesia, como enseñan los Profetas y Tú mismo prometiste a tus Apóstoles, será indefectible, se conservará contra todas las embestidas del enemigo hasta el fin de los tiempos…

Estas palabras del jovencito fueron como si una espada se hubiese clavado en el Corazón de Jesús. El muchacho, cuya intención había sido tranquilizar y alentar al Señor, se dio cuenta del efecto de sus palabras y, sin salir de su nuevo asombro, una vez más interrogó a Jesús sobre el motivo de este aún más sorpresivo dolor.
En efecto, no alcanzaba a comprender lo que sucedía. Entendió lo de la destrucción de Jerusalén; penetró el misterio de la destrucción de la Cristiandad; pero no se explicaba cómo la idea de una Iglesia indestructible, sobre la cual no podrán prevalecer las puertas del Infierno, se pueda conciliar con un dolor y tristeza tan grandes en el fundador de esa Institución tan gloriosa… Por eso, no sin temor y con gran dulzura y ternura, insistió:

– Jesús, Maestro, dime, ¿acaso también algo terrible espera a tu Iglesia? ¿Es que todo esto también es figura de lo que ha de suceder con Ella?

Aquí Jesús no pudo contener el llanto…

Con mayor intención de consolarlo que de descubrir el misterio, el muchacho preguntó una vez más:

– ¿Acaso lloras por la Iglesia, tu Cuerpo Místico?

– ¡Sí! -respondió Jesús- Lloro por mi Iglesia, mi Esposa Inmaculada. En los últimos tiempos se desatará una crisis enorme y la fe de muchos se perderá en fábulas; se enfriará la caridad y, si esos días no fuesen abreviados, incluso los elegidos se perderían.
Llegará un tiempo en que falsos pastores conducirán el rebaño a la apostasía. Veo ante Mí a profanadores, traidores, mercenarios.
Lloro pues una última herejía invadirá mi Iglesia y la llevará, por una autodemolición, casi hasta la extinción. Las autoridades de mi Iglesia serán agentes de corrupción. Se desintegrará la doctrina; la moral será rebajada al nivel de los paganos más incultos. Todas las religiones serán puestas en un mismo nivel de igualdad. El culto del verdadero y único Dios, mi Padre, será reemplazado por el culto del hombre.

Mi propio Vicario propagará una religión mundial, la fraternidad universal de todos los hombres, sin dogmas, sin preceptos. Mis templos serán cuevas de ladrones peores que la que han establecido los fariseos y sanedritas en el Templo que contemplas. Lo más grave de todo es que miles y miles de almas se condenarán.
Los verdaderos pastores y las ovejas fieles serán perseguidos por esas autoridades y llegará el día en que al matarlos pensarán estar haciendo un servicio grato a mi Padre…

El jovencito creyó encontrar en las últimas palabras de Jesús una última posibilidad de alentarlo, y por eso le dijo:

– Pero entonces, verdaderamente tu Iglesia será indefectible y, aunque más no sea en un pequeño número, tu doctrina y tu moral, toda tu enseñanza se conservará íntegra. Si comprendo bien lo que dices, en medio de una crisis espantosa, un reducido número de pastores y feligreses permanecerán fieles a los principios que trasmites y que con el tiempo edificarán lo que has llamado la Civilización Cristiana… En ellos se conservará la capacidad de la semilla de mostaza de llegar a ser árbol frondoso y la potencia de levadura para transformar toda la masa de la sociedad…

Jesús, cada vez más maravillado de la inteligencia del muchacho y de su interés, receptividad y asimilación, avanzando nuevamente en el tiempo, le explicó:

– En efecto, un pequeño rebañito, como he llamado a mis Apóstoles, permanecerá fiel en los últimos tiempos, en medio de la apostasía generalizada. Algunos obispos y sacerdotes irán agrupando a las ovejas dispersas y se formarán aquí y allá grupitos que conservarán la doctrina, la moral y los Sacramentos. Precisamente esos serán los perseguidos por las autoridades de mi Iglesia…

El joven, con gran cautela y como previendo otra causa de dolor para Jesús, se animó a preguntar:

– Señor, ¿también en esos reducidos grupos de resistencia habrá quienes darán motivos de angustia, de tristeza y de llanto para Ti?

La respuesta se hizo esperar. Jesús se tomó su tiempo para respirar profundamente y con la voz cargada comenzó a contestar:

– ¡Sí!… También en los grupos que se llamarán tradicionales habrá de parte de los feligreses…, de los sacerdotes… y… de los obispos… más de una ocasión en la cual, al igual que sobre Jerusalén, tendré que derramar lágrimas…

Aquí Jesús fue interrumpido por las exclamaciones del pueblo:

– ¡Hosanna! ¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Gloria al hijo de David! ¡Hosanna!…

La turba llegaba para proclamar Rey a Jesús…

– ¡Hijo! ¡Hijito!… Vamos, ya es hora de levantarse…

Luis -este era su nombre- se despertó sobresaltado por el llamado de su madre entremezclado con los vítores de gloria del pueblo entusiasmado…

¡Todo era un sueño!… Y Luis regresaba a la realidad de un nuevo día…

Mientras desayunaba, Luisito contó a su madre lo que había soñado. Luego de escucharlo, la buena señora, que no concurría con mucha frecuencia al Priorato como para detenerse a reflexionar sobre el sueño de su hijo -¡y qué sueño!-, le dijo:

– Tranquilízate y no des tanto crédito a los sermones un poco exagerados de tu confesor, que siempre ve conjuras contra la Iglesia por todas partes. Escucha más bien lo que dice el Párroco de nuestra capilla del barrio. El dice que la religión católica es una religión de amor y de comprensión; que todos los hombres son buenos y han de amarse; que el Papa que tenemos es el mejor de toda la historia de la Iglesia y que nunca se han hechos tantos esfuerzos para establecer la unidad entre todos los hombres. Los otros días dijo que la misma Santísima Virgen realiza apariciones que confirman el buen accionar del Papa, de los Obispos y de los Sacerdotes, e incluso desmienten lo que algunos exaltados pretenden hacerle decir en Fátima… Trabaja más bien en favor del hombre y de la paz, esfuérzate por construir la Civilización del Amor… Bueno, vamos, vamos, que llegarás tarde a la clase…

Luisito no se fue al colegio esa mañana demasiado convencido de que lo que había soñado no respondiese a la realidad histórica y, además, de que el futuro no le deparase aún mayores coincidencias. Es más, pensó que su madre no tenía razón al decir que su confesor era un exagerado… Las conversaciones de su padre con algunos amigos y con sacerdotes que visitaban su casa, a las cuales algunas veces tenía permitido asistir en silencio, confirmaban lo soñado.

Su sueño desmentía no sólo a su madre, sino también al Párroco modernista y a aquellos católicos conservadores que su padre y amigos llamaban «línea media»…

Por eso, Luisito decidió estudiar mucho sobre el tema y prepararse para estar a la altura de las circunstancias cuando llegase el momento.

Además, para aliviar el dolor de Jesús, para acompañarlo en su llanto, tomó la resolución de consolarlo con su compañía, con su amor, con su oración, con su penitencia y con su fidelidad…

Se comprometió a rezar y hacer sacrificios por la Iglesia, por la Cristiandad, por las naciones cristianas, por las familias católicas, por los grupos de resistencia tradicionales.

Así concluye este episodio de la vida de Luis. Pero, ¿para cuántos de nuestros contemporáneos e incluso de entre nosotros, la triste realidad que vivimos no es más que un sueño?

¡Cuántas veces nosotros, al igual que la mamá de Luisito, no prestamos atención a la realidad, pensamos que todo lo que sucede a nuestro alrededor es una fantasía y nos inventamos una realidad fantasmagórica para evitar tomar resoluciones acordes con los hechos!

Mientras tanto, Jesús sigue llorando y se apresta a purificar el Templo…

¿No habrá llegado ya la hora de despertarnos y sacudir nuestra pereza? ¿No habrá llegado por lo menos el momento de consolar a Jesús y acompañarlo en su Getsemaní con nuestro amor, nuestra oración y nuestra penitencia?… De este modo recibiremos de El la fortaleza necesaria para permanecer fieles…

Nota de la Redacción: las imágenes utilizadas nada tienen que ver con el original del P. Ceriani. Son puestas a modo ilistrativo por Radio Cristiandad

10 comentarios sobre “JESÚS LLORA – Sermón de la domínica 9º de Pentecostés – P. Ceriani

  1. SERMON LLENO DE VERDAD, Y CAUSA MUCHA TRISTEZA, VER IMAJENES COMO LA DE BXVI, MANDANDO MENSAJES EN EL MURO DE LOS LAMENTOS PREDICANDONOS DE ESE MODO, CON SU EJEMPLO, QUE LA IGLESIA CATÓLICA YA NO ES LA UNICA VERDADERA, SINO QUE TODAS LAS RELIGIONES SON IGUALES Y QUE AGRADAN A DIOS.

  2. Magnifica la vision del Padre Ceriani. Nuestro Señor todo lo ha previsto. Y sabe que las enseñanzas de su dilecto hijo Tomas de Aquino nunca se perderan. Y que el rebaño de los 144.000 leales permanecera hasta su vuelta. Por eso dijo por medio de su mejor Discipulo: «Se fiel hasta la muerte, y Yo te dare la Corona de la Vida».

  3. SÍ,ANDY,TIENES MUCHA RAZÓN.ES LO MISMO QUE DECIR:»SIGA CADA UNO EN EL ERROR U HEREJÍA EN EL QUE ESTÁ. QUE CADA QUIÉN SIGA EN LO SUYO». EL ÚLTINO GRITO:NO SE MOLESTEN EN CONVERTIRSE,NO HACE FALTA; ESO ESTÁ YA MÁS QUE SUPERADO.UN SALUDO AFECTUOSO.

  4. Magnífico sermón!! Dios quiera lo lean muchos y saquen sus conclusiones. Si es muy triste ver a el representante de Dios en la tierra poniendo su»oración» en el muro de los lamentos!! Así estamos…
    Lo que me impresiona es que la FSSPX quiera pertenecer a esa iglesia modernista y apóstata!
    No hay suficientes pruebas, de sus engaños, falsedades,de su liberalismo?
    Dios nos ampare!!
    Recemos mucho por ellos!!

  5. “Ave Maria Purissima”
    -Sine Labe Originali Concepta-
    +
    Sr. Director, Caros hermanos en la única Fe Verdadera, saludos en los sagrados Corazones de Nuestro Señor JesuCristo y la Santísima Virgen María.
    +
    +
    Uno de los motivos etiológicos de las DIVINAS lágrimas, son sn lugar a dudas, el dolor que oacionamos al Santo REDENTOR, cuando le obligamos a que nos castigue, (TE CIRCUNDARAN… NO DEJARA DE TI PIEDRA SOBRE PIEDRA)
    +
    En la actualidad cronológica, los castigos por el Verdadero AMOR inmerecido del CREDOR A SU criatura, son evidentes si volteamos un poco, por la desobediencia a su peticion al travez de Santa Margarita Maria de Alacoque, los preincipios revolucionarios, y la revolución Francesa, libertinistas, subversivos, semillas de los errores del mundo, (no lo entendemos en el momento, sin embargo, la «otrora» hija dilecta con la obediencia de Luis XIV, le hubiere presevado, del «MUERTO QUE TIENE NOMBRE DE VIVO» mejpor conocido como Renacimiento; el Romantisismo, y demas tendencias Libertinas, se ensañaron francamente por esa desobediencia, que llego al absurdo, de la proclamación de su «diosa razon». se expandió por la mayor parte de Europa, sin Embargo, ya el TODO PODEROSO, molesto, se digno a Mandarnos a su SANTISIMA MADRE, en la Salette y Fátima (Principalmente), para dejarnos saber, q ue el mismo, ya no hablaría, sino que nuevamente la Omnipotente capacidad intesesora, sería la que nos daría recados, (DIOS QUIERE ESTABLECER EN EL MUNDO…) es un recado del Mismo DIOS, y no solo no la atendió la contumacia humana, sino que se le cayó y escondió, con todo, (VARIAS NACIONES FUERON DESTRUIDAS, RUSIA ESPARCIO SUS ERRORES POR EL MUNDO), y con todo y nuestra incapacidad para ver la mano dura, empero misericordiosa de DIOS, dandonos minimizado nuestro merecido, Y LA BUENA MADRE, QUE AL PIE DE LA SANTA CRUZ, UNICAMENTE CON EL APOCALETA, (La Salette Y Sn. Luis Maria Grignon de Monfort), nos había prevenido de estos tiempos, EL ROSARIO COMO ÚLTIMO RECURSO, El hombre, no escucho, los pastores se convierieron en dirigentes del enemigo desde dentro, la humanidad, cada vez mas engrandecida, no solo desobedece, sino que reta a su creador, cismos y sida, no son mas que un juego de niños, empero la mas aberrante respuesta al cielo, la estamos viviendo hoy.
    +
    +
    Un Salto, dijo Felon, y agradeció a la MISMA SANTISDIMA VIRGEN MARIA, quien le contesto con una avalanchita en ECÔNE, y hoy pretende utilizar el ULTIMO RECURSO, que Cielo nos dió, para evitar con servilismo, que la pussylus grex, pueda abrir los ojos, en la GRAN ABOMINACION DE LA DESOLACION.
    +
    +
    +
    AY FRATERNIDAD, FRATERNIDAD, QUE EXPULSAS A TUS SACERDOTES Y BATEAS A LOS QUE A TI SON EVIADOS, ¿CUANTAS VECES DIOS TE PRESERVÓ DEL ERROR, Y TE DIO LAS VERDADERAS GRACIAS, Y LA SANTISIMA VIRGEN MARIA TE TUVO COMO LA GALLINA A LOS POLLUELOS?
    +
    Pero hoy que hasta a ella las usado, llegó el día que tus enemigos te circundaron, ….
    +
    +
    +
    Los peores castigos DIVINOS, vienen con un profundo silencio, DIOS, NOS ABANDONA A NUESTROS PECADOS, nos deja sin DIOS, nos deja sin el Sumo bien, y después, la pesada mano, que hemos visto al travez de la Historia, y que la Misma Santisima Virgen nos indica.
    +
    +
    +
    +
    SEA PARA GLORIA DE DIOS

  6. LA AGONÍA EXISTENCIAL. El perfil moral del humanismo secular tiene una banda muy ancha debido a la ausencia de dogmas pero no de principios que enaltezcan la dignidad humana. Su mayor virtud es la búsqueda intensa y apasionada del bien y la verdad, utilizando la razón y el libre pensamiento. Porque la sabiduría y la bondad son el norte que orienta su vida y sus actos, para encontrar la salida a los laberintos mentales que mantienen perpleja a la humanidad en el oscurantismo medieval religioso, utilizando el pensamiento crítico. El humanismo secular y su etiqueta de ateo, se debe a que los libre pensadores, concientes de la dignidad humana estamos en contra de la manipulación y enajenación que promueve la religión organizada, y seguimos la directiva que expuso Protágoras al analizar el ethos y el pathos de los dioses del Olimpo y caer en cuenta que las narraciones sagradas eran una mitología producto de la fantasía humana, a fin de explicar los portentos. Conclusión que lo llevó a señalar que el hombre es la medida de todas las cosas, abrogando el culto a los dioses del Olimpo, aún el dios desconocido. A partir de entonces, los pueblos herederos de la cultura helénica intentamos construir un mundo mejor cimentado la ciencia, las humanidades y la educación laica de las multitudes. Y para lograrlo, es necesario orientar el humanismo secular hacia la trascendencia humana y la sociedad perfecta, desarrollando la fe en si mismo y el espíritu crítico, a fin de desarrollar las potencialidades interiores ejercitando el altruismo y el activismo social intensos, imitando a Cristo.

    El movimiento secular cristiano iniciado por los sabios alejandrinos en el primer siglo, tiene su raíz en el misticismo secular helénico practicado antes de Cristo por cínicos epicúreos y estoicos. Comprende solo los valores espirituales que enaltecen la dignidad humana, dejando de lado los relatos de las divinidades y el culto. Es decir no solo reconoce la importancia de la dimensión espiritual humana sino que promueve la divulgación del conocimiento espiritual, a fin de que la humanidad trascienda el subdesarrollo espiritual en el que se encuentra, a causa de los errores de la fe; y por ello, desde un punto de vista aquo, utiliza la razón para disolver los fundamentalismos perniciosos de creyentes y ateos, mediante un juicio justo. En un principio el cristianismo fue un movimiento laico. La Epístola apócrifa de los Hechos de Felipe, expone al cristianismo como continuación de la educación en los valores que persigue alcanzar la paideía griega, promovida por los sabios alejandrinos que fueron los primeros en percatarse del movimiento secular cristiano cuando unos griegos se entrevistaron con Cristo (Jn XII, 20 al 24). Posteriormente enviaron al medico Lucas a dar testimonio escrito de los portentos, vida, ejemplo y enseñanza de Cristo, a fin de dar fe que es cierta la teoría de la trascendencia humana formulada por Aristóteles al abordar el problema del alma truncada que sostiene que el hombre puede trascender a sus propias limitaciones si practica las virtudes opuestas a sus defectos hasta alcanzar la supra humanidad. A partir de entonces, los pueblos helénicos siguieron el movimiento cristiano como el mejor modo de alcanzar la trascendencia humana y la sociedad perfecta que pretende la paideía griega; por ello lucharon por helenizar el cristianismo a fin de estructurar la fe conforme a la razón. Lo cual propició el choque entre culturas ante la oposición radical e intransigente de los príncipes de la sinagoga tendente a evitar que se helenizara el cristianismo para judaizar el cristianismo y mantenerlo sujeto a los intereses judíos. Separando la fe de la razón __cuya unión inseparable, Cristo había revelado metafóricamente al ciego de nacimiento (Jn IX, 39)__ Provocando en los pueblos cristianos la estulticia generalizada y la entronización del oscurantismo, al olvidar las raíces helenistas de nuestra cultura; lo cual ha convertido las Iglesias en sinagogas, los sacerdotes en rabinos y los cristianos en siervos del gobierno mundial judío. Así el movimiento cristiano dejó de ser laico y dejó de perseguir los fines últimos de la paideía; y por ello, no hemos alcanzado la sociedad perfecta ni la trascendencia humana.

    El triunfo del judeo cristianismo sobre el incipiente helenismo cristiano es eminente, debido a que el progreso de las ciencias y las humanidades, amenaza con derrumbar la doctrina medieval de la iglesia; por ello, los emisarios de la Sinagoga, han promovido la lucha intestina entre conservadores y modernistas, para abrogar sutilmente la doctrina milenaria de la Iglesia tratando de adecuar el discurso de la Iglesia a los tiempos modernos, pero sin criticar el profetismo judío. Ante esta situación, 1) los esbirros de la Sinagoga pretenden terminar de judaizar el cristianismo, abrogando de nuestra fe el dogma de la divinidad de Cristo, el dogma de la Santísima Trinidad, el dogma de la Nueva Alianza, convirtiendo a Cristo en un profeta menor de Israel, testigo de Jehová. 2) los helenistas cristianos pretenden actualizar la doctrina de la Iglesia estructurando la fe conforme a la razón: sacralizando la doctrina y la teoría de la trascendencia humana y la sociedad perfecta predicada por Cristo. Abrogando de nuestra fe el Antiguo Testamento por ser una mitología oscurantista y enajenante; lo cual abrogaría la Reforma Protestante, uniría la religión y la ciencia, y uniría las Iglesias en Cristo. Y para lograrlo, solo es necesario criticar el profetismo judío enmarcando científicamente la controversia entre la fe y la razón en el fenómeno espiritual de la transformación humana, utilizando los principios universales de la filosofía y la ciencia de conocimiento espiritual, a fin de deslindar del camino ecuménico y hacer objetiva la desviación del cristianismo hacia la ecumene Abrahán-ica que nos conduce al precipicio de la perdición eterna. 3) el humanismo secular pretende prescindir de la religión organizada, convirtiéndolo en un humanismo secular cristiano, con catedrales en las universidades, institutos, fundaciones altruistas y voluntariados.

    Los libre pensadores defensores de Cristo, la Iglesia y de las raíces greco-romanas de nuestra cultura, apostando por el helenismo cristiano, criticamos el profetismo judío aportando los elementos de juicio que justifican la abrogación del Antiguo Testamento de nuestra fe. La crítica al profetismo judío puede abordarse por diversos procedimientos. El más polémico, es la revisión jurídica de la sentencia dictada por Cristo en su diatriba contra el puritanismo hipócrita de los sacerdotes y escribas de la ley, señalando como reos de pena eterna a los seguidores de la doctrina (ethos supremaciíta) y ejemplo (pathos avasallante, criminal y genocida serial) judíos. Debido a que S. S. Juan Pablo II difiere de esta sentencia culposa opinando que los judíos son nuestros hermanos mayores en la fe. Los otros procedimientos son los siguientes:

    • Enmarcando la disertación científica en el fenómeno de la trasformación humana abordado por la doctrina y la teoría de la trascendencia humana: conceptualizada por la sabiduría védica, instruida por Buda e ilustrada por Cristo, y sus jornadas descritas metafóricamente por los poetas místicos del Islam,; la cual concuerda con los planteamientos de la filosofía clásica y moderna, y las conclusiones comparables de la ciencia: (psicología: logoterápia), congruencia que da certidumbre a nuestros juicios de valor.
    • Enmarcando la disertación filosófica en: “el deslinde del camino ecuménico que tiene como polos la trascendencia humana y la sociedad perfecta. Utilizando los principios universales del saber filosófico y espiritual como tabla raza, a fin de hacer objetivo el desvió del cristianismo hacia la ecumene Abraham-ica demarcada por los convencionalismos de lo que es sagrado para de Israel” (su territorio, su pueblo, sus ancestros, Jerusalén, el templo, y el libro de Israel), conducidos por San Pablo para que los hijos de Israel seguidores de Cristo siguieran siendo Israel, y los gentiles cristianos ayudaran a Israel a llegar a ser la principal de las naciones; y para perpetuar el error separó la fe de la razón: (1ª Corintios I, 17 al 27), e indujo el error fundamental (2ª Timoteo 16, 17) que nos lleva a conclusiones falsas que nos confunden, conflictuan, enajenan y deshumanizan, polarizando la sociedad en explotadores y oprimidos. Convirtiendo en paradoja el cuestionamiento sobre la relación entre la fe y la razón planteado por los helénicos a San Pablo en el Areópago, lo cual ha mantenido perpleja a la humanidad en espera de una respuesta satisfactoria
    • Enmarcando la disertación jurídica en la revisión del diferendo pontificio {opuesto a la sentencia dictada por Cristo [Mateo XXIII, 1 al 35] en su crítica a la utopía judía señalando como reos de castigo eterno a los seguidores de la doctrina (el ethos) y la conducta (el pathos) de Israel -VS- la honorable opinión de Su Excelencia Juan Pablo II señalando a Israel como hermano mayor en la fe} a la luz de los hechos bíblicos e históricos; para demostrar que sigue vigente el ad quem recurrido y el diferendo es una apostasía mayor tendente a judaizar el cristianismo
    • Dejando al descubierto las implicaciones educativas, judiciales, morales y religiosas del latrocinio de tracto continúo en que incurren las iglesias y organizaciones religiosas al encubrir tendenciosamente el error fundamental; así como el interés jurídico y competencia del Estado para conocer y juzgar este relevante asunto, en razón del severo daño moral causado a la sociedad.
    • Convocando el emplazamiento a juicio de las Iglesias y organizaciones religiosas tendenciosas, a efecto de corregir el error fundamental. En primera instancia ante el tribunal de la razón, en segunda instancia ante el tribunal de la ley. Y en tercera instancia en el estrado revolucionario de la justa indignación pública expulsando de las Iglesias a los sacerdotes y pastores fideístas renuentes a corregir el error fundamental; tal como lo hizo Cristo cuando expulsó del templo a los mercaderes.

    CRITERIO DE VERDAD UTILIZADO AL EXPONER LA TEOLOGÍA A LA OBJETIVIDAD CIENTÍFICA, A EFECTO DE DESLINDAR EL CAMINO ECUMÉNICO Y DIRIMIR LA CONTROVERSIA QUE SE DA ENTRE “LA FE -VS- LA RAZÓN”, DIFERENCIANDO EN LOS TEXTOS BÍBLICOS SI O NO SON CUESTIONES ESPIRITUALES:
    El Procedimiento se inicia: adoptando un punto de vista neutral hacia las cuestiones a juzgar, apartando momentáneamente nuestra mente del testimonio de los sentidos, sometiendo los textos sagrados, los hechos bíblicos y sus expectativas: (los dogmas, las concepciones y las convicciones) al escrutinio de la razón, utilizando como herramienta de discernimiento: la duda y la prueba como sistema __`los conceptos, los principios y los planteamientos existenciales de la filosofía clásica y moderna´, y ‘las respuestas de las ciencias a esos planteamientos: los modelos y teorías, los procedimientos y las conclusiones comparables de las ciencias experimentales: (la ciencia jurídica, la ciencia medica, la psicología´__ a efecto de identificar las congruencias, identidades o constantes universales detrás de la diversidad de creencias en sus múltiples aspectos, origen de todas las concepciones intuitivas, filosóficas y religiosas, diferenciando las cuestiones relacionadas con el mundo del espíritu: (el existir), de las que son de este mundo material: (el devenir), a efecto de reducir nuestro universo de ideas mediante el análisis y síntesis de las descripciones neutras de las experiencias espirituales, las explicaciones y las aplicaciones sapienciales del fenómeno de la trasformación humana, a fin de atenuar las barreras que separan a los pueblos por cuestiones de fe:
    • En segundo lugar, habiendo puesto todo en duda, se comparan cada uno de los elementos constitutivos de la triada preteológica utilizando los principios universales del saber filosófico que cimientan los criterios jurídicos de prueba, para diferenciarlos atendiendo a los principios lógicos de: causalidad, certidumbre, coherencia, finalidad, identidad, objetividad, racionalidad, sincronía, y no-contradicción, que relacionan el todo y las partes, las premisas y las conclusiones, los fines y los medios, el ethos y el pathos, las intenciones y las acciones, los actos y sus consecuencias, los principios y los procedimientos, el derecho natural y las normas jurídicas, en sus diferentes aspectos y características. La aplicación metodológica de todos y cada uno de los principios de prueba sirve de elemento de juicio a nuestras conclusiones, vg:
    • Atendiendo al principio de finalidad y la congruencia entre los fines y los medios, el ethos y el pathos: __La finalidad de la doctrina trascendente de Cristo es la de alcanzar la sociedad perfecta inculcando a sus seguidores el perfil de humanidad perfecta, mediante la practica intensa del amor misericordioso-VS- la finalidad de la doctrina supremaciíta de Israel es alcanzar la supremacía de las naciones ensalzando antivalores como si fueran valores dictados por Dios para sin escrúpulo alguno someter a los individuos, los pueblos y las naciones__ visualizando este antagonismo nos damos cuenta que se trata de dos doctrinas diferentes, totalmente opuestas: el espíritu, el humanismo, la trascendencia humana y la sociedad perfecta -VS- la materia, el supremacismo, el imperialismo y el sometimiento perfecto.
    • La trascendencia humana tiene como finalidad trascender el dolor y el sufrimiento, trascender las limitaciones de los sentidos, trascender los contenidos y los procesos normales de la mente, trascender los estadíos alterados de conciencia hasta alcanzar a la paz, trascender la conciencia hasta alcanzar la supra-conciencia, mediante la disciplina mística y la terapia -VS- El supremacismo imperial judío tiene como finalidad sometimiento de individuos, pueblos y naciones sin importar los medios que se utilicen: el chantaje, el engaño, la difamación, el despojo, el acaparamiento y encarecimiento de bienes y servicios, la mentira, la tortura física y mental, la violencia, el crimen o el genocidio. Ideología que es seguida por los imperios, los gobernantes y los potentados para perpetuarse en el poder, y preservar sus inmensos privilegios sometiendo por hambre, miedo o terror, a sus semejantes.
    • En tercer lugar atendiendo a las causales que originan las religiones y su relación con las inferencias erróneas de la fe que no llevan a igualar los contenidos y las formas de dos universos distintos, teniendo en cuenta que las religiones tienen su origen en la tríada pre-teológica integrada por la fenomenología o descripción neutra de la experiencia __la explicación de la experiencia y la aplicación terapéutica del fenómeno espiritual__ se procede a identificar a que elemento de la tríada preteológica se refieren los relatos teológicos, para estar en posición de dictaminar: si o no, las premisas que sirvieron de base para llegar a las conclusiones teológicas, concuerdan con las cualidades de los elementos la triada preteológica expuestos en los textos bíblicos, así:
    I) La descripción neutra de la fenomenología de la experiencia mística o primera premisa preteológica, nos permite analizar sus características fenomenológicas reveladoras de los contenidos profundos de la mente, la conciencia individual, la conciencia colectiva y la metaconciencia; y son: atemporales, vivénciales, contestatarias de nuestras problemáticas intensas y cuestionamientos existenciales, holográficas, inducibles, inesperadas, integralmente relacionadas (entorno, cuerpo, mente y espíritu), instructivas, interactivas, introspectivas, meta concientes, meta dimensionales, meta-sensoriales, poder plasmante, poder de trasformación. Su análisis nos permite diferenciar -las cuestiones espirituales, de las cuestiones sagradas-, -los principios universales del conocimiento filosófico y espiritual, de los convencionalismos sagrados de Israel-,-los fenómenos espirituales, de los fenómenos naturales-; y así poder inferir o darse cuenta:
    1): `si o no´ la descripción neutra de las experiencias extáticas, es una respuesta interior de nuestro espíritu o sentido de unión que sigue las directrices del bien y el discernimiento en alguna de sus facetas, como son la bondad, la belleza, la sabiduría, y la justicia, y concuerda con las características de lo real que las lleva a ser verdades universales, genéricas, unitarias y trascendentes;
    2) `si o no´ se trata de una respuesta interior de nuestro ego, personalidad o sentido de separación, cuyas directrices son el deseo y la aversión en cualesquiera de sus facetas, como son la avaricia, la beligerancia, los celos, la codicia el desprecio, el desenfreno, la envidia, la intolerancia, la gula, la lujuria, la pereza, la venganza, etc.; y solo tiene significado para un fin y comunidad particular.
    3) `si o no´ se trata de la descripción neutra del fenómeno espiritual del encuentro cercano con Dios o lo divino [mundo espiritual], como el de la experiencia de la comunión que hay entre todos los seres y todas las cosas existentes en el universo, que es una constante universal en las vivencias extáticas de los místicos de otras religiones. O se trata de una de las manifestaciones o sintomatología del surgimiento inesperado del fenómeno espiritual de la transformación humana o kundalini (movimiento de fuerzas interiores) que anuncia __la muerte mística que se inicia con: la angustia existencial, el conflicto interior, el desaliento, el delirio, la enajenación, el estrés, el miedo inexplicable, la paranoia, las visiones aterradoras e inexplicables, el sufrimiento sin causa aparente__ hasta llegar al renacimiento fenómeno al que se refirió Cristo en la entrevista con Nicodemo, cuyas manifestaciones son: la resignación, la paz interna o quietud de la mente, experiencias de la vida antes de la vida o reencarnaciones anteriores, la iluminación, la sanación espiritual de traumas profundos, la transformación humana y la trascendencia, etc., a efecto de explicarlos y aplicarlos en beneficio del hombre.
    4) `si o no´ se trata de una narración tradicional a efecto de honrar a sus patriarcas y profetas, sus hechos, legados y directivas; santificando: el pacto del Sinaí como plataforma constitucional de Israel como nación, el territorio, el pueblo, la ciudad de Jerusalén, el Templo y el Libro de Israel; en fin todo lo que es sagrado para Israel aunque nada tengan que ver con el espíritu o las cuestiones espirituales.
    II) Las explicaciones de la fenomenología o segunda premisa preteológica nos permite indagar o darnos cuenta:
    1) `si o no´ se trata de una explicación errónea o mágica de fenómenos naturales; tales como: la visualización del flujo electro magnético que fluye de la tierra hacia la atmósfera, interpretado por Moisés como el primer encuentro cercano con Dios, cuando erigió un altar en el Monte Sinaí, y transcurrido un tiempo, al nublarse el cielo, una lengua de fuego transitó por entre los despojos de su ofrenda __la segunda explicación errónea del encuentro cercano con Dios fue la interpretación de Moisés a la experiencia de la zarza ardiente o fuego fatuo que se da por la luminiscencia de los gases producto de la descomposición de la materia orgánica__ y la tercera explicación errónea del encuentro cercano fue la interpretación mágica al fenómeno meteorológico de la tormenta eléctrica que se dio en el encuentro del Monte Sinaí, ocurrida después de que las tribus de Israel salieron huyendo de Egipto, donde el tronido del rayo se interpretó como la voz de Dios, y la fuerza e incandescencia del rayo como esencia de Dios, a fin de atribuir designio divino la constitución de las doce tribus de Israel en un solo pueblo.
    2) `si o no´ la conducta de los patriarcas de Israel, corresponde a la conducta que siguen los místicos en alguna de sus jornadas como el ayuno, el altruismo intenso, la renuncia a los bienes materiales y cosas de este mundo, la subyugación del cuerpo y los sentidos, la meditación; o se dedicaron actividades de la vida cotidiana, las actividades productivas como el pastoreo, el cuidado de la familia, etc, al mismo tiempo que fabricaban el opio del supremacismo judío mezclado con el odio y la guerra santa contra todos los pueblos gentiles y sus instituciones.
    3) `si o no´ el cuestionamiento o problemática que indujo la respuesta de nuestra estructura interna, es una `cuestión existencial como el juicio final, la vida antes y después de esta vida, la común unión de todos los seres y las cosas, el renacimiento, el sufrimiento, la enajenación, la degradación humana´, etc. __una `cuestión intelectual vg. como la ley de la relatividad´ __o una `cuestión de este mundo como el anhelo una innumerable descendencia, el anhelo de riqueza y poder posesionándose de la península del Sinaí, el anhelo de la supremacía de Israel entre las naciones, manipulando el nombre de Dios para gobernar y unir las doce tribus de Israel en un solo pueblo, atribuyéndole a Dios la autoría de las leyes de la guerra para someter y despojar las naciones gentiles´
    III) Las aplicaciones de la fenomenología y de sus explicaciones, o tercera premisa preteológica, nos permiten indagar o caer en cuenta:
    1. `si o no´ la aplicación o enseñanza sapiencial que se derivó del fenómeno espiritual: es instructiva, ilustrativa y edificante, y cual es su significado para la vida eterna, como la práctica de las virtudes opuestas a nuestras imperfecciones que prescribiera Aristóteles para solucionar el problema del alma truncada, que concuerda con la directiva que indicó Cristo a sus seguidores: `sed perfectos, como mi Padre es perfecto´, directriz que nos orienta hacia el estadío de la trascendencia humana, lo cual explica la trasformación que sufrieron los apóstoles que de rudos pescadores se convirtieron en médicos de almas siguiendo el ejemplo y doctrina de Cristo, y la trascendencia humana de Cristo patente en su bondad y sabiduría plena, y el ejercicio de los poderes del espíritu que emergen después de la disolución del ego y el renacimiento mediante la vida continua en el bien y la verdad__o por lo contrario se trata de enaltecer anti valores santificándolos atribuyéndolos a ordenes de Dios, como: la ley del talión, el Canto de Lamec, o las leyes de la guerra dictadas por Moisés.
    2. Lo cual nos obliga a satisfacer el principio de objetividad siguiendo la máxima de Cristo `Por sus frutos conoceréis al árbol´ atendiendo a las cualidades características espirituales de Cristo, señaladas por San Juan a los Partos en su 1ª Epístola capitulo IV __discriminando `si o no´ el perfil de humanidad perfecta reflejo en la vida, ejemplo y enseñanzas de Cristo, fue el perfil que inculcó a sus apóstoles y seguidores a fin de alcanzar la felicidad o buena aventuranza de la vida y la felicidad eterna__ es el mismo que el perfil egoísta de los patriarcas y profetas de Israel que inculcan a sus seguidores la falta de escrúpulos a fin de conseguir sus metas supremaciítas.
    3. Y nos obliga a satisfacer el principio de certidumbre averiguando la vigencia del ethos judío a lo largo de la historia de Israel entre las naciones, objetivo en las leyes y directrices de la Torah a la luz de las reinterpretaciones cotidianas de sus seguidores: (Talmud de Babilonia, el Mishná, la Halaja); y averiguando la vigencia del pathos judío a la luz de la aplicación práctica del ethos a lo largo del la historia de occidente promoviendo herejías y complots contra la Iglesia, a fin de abrogar la fe en Cristo y su doctrina; y promoviendo complots y revoluciones en los Estados cristianos a fin de someterlos, implementado programas y directivas para hacer realidad la supremacía de Israel sobre todas las naciones; lo cual nos ayuda a confirmar la procedencia de la sentencia condenatoria que dictara Cristo en su magistral diatriba contra la hipocresía y puritanismo de los fariseos y sacerdotes de Israel, señalando como reos merecedores de pena eterna a los seguidores de la doctrina de Israel: (el supremacismo) y su conducta (criminal y genocida). Para contrastarlos con el ethos y pathos que Cristo quiso inculcar a sus seguidores imitando Su vida, ejemplo y doctrina, patente en algunos pocos de sus seguidores: (los apóstoles, los mártires y santos cristianos (san Francisco de Asís, Teresa de Calcuta, etc,), que dieron origen a las instituciones altruistas (la cruz roja, los hospitales, orfanatos, asilos, la educación y la beneficencia pública); porque lo que abunda son los anti testimonios, debido a la dualidad de nuestro modo de ser; ya que seguimos el ethos y pathos judío sin darnos cuenta que no seguimos a Cristo sino a Israel. La bondad de la doctrina de Cristo se confirma señalando su congruencia con el bien y la verdad en todas sus facetas que son las directrices eternas del espíritu, y la universalidad de su mensaje se confirma señalando su congruencia planteamientos existenciales de la filosofía clásica y moderna, y las conclusiones comparables de la ciencia: (logo terapia” formulada por Víctor Frankl y muchas prácticas psico terapéuticas), que sustancian la teoría de la trascendencia humana.
    4. La congruencia entre la doctrina y la teoría de la trascendencia humana, nos da la confianza que la instrucción de la doctrina de la trascendencia humana expuesta por Buda en la Enseñanza de la Cuatro Nobles Verdades, es una misma cosa con la ilustración de la doctrina de la trascendencia humana expuesta en el ejemplo y enseñanzas de Cristo. Esta identidad y congruencia de los principios, medios y fines de la doctrina, la teoría y la práctica, nos da la evidencia del universalismo y bondad de la doctrina de la trascendencia humana ilustrada por Cristo -VS- la malignidad del egoísmo supremaciíta expuesto en los convencionalismos sagrados de Israel; lo cual nos da los elementos de juicio necesarios para revisar el diferendo pontificio que se dio cuando Su Excelencia Juan Pablo II, opinó que los judíos son nuestros hermanos mayores en la fe, revocando la sentencia de Cristo que señala a los seguidores del ethos y el pathos judío como reos merecedores de pena eterna, y revocando la doctrina milenaria de la iglesia que se dieron en los Concilios en defensa del cristianismo ante los continuos ataques judíos.
    5. Y después de haber indagado el fondo del asunto utilizando los principios integrantes de un criterio de verdad que nos sirven para discriminar y diferenciar las cuestiones existenciales relacionadas con la fenomenología espiritual, de las meras conjeturas y e interpretaciones tendenciosas que nada tienen que ver con el mundo del espíritu. Contamos con los elementos de juicio necesarios y suficientes para llegar a una conclusión dictaminando si la vida, ejemplo y doctrina es semejante o opuesta a la vida, ejemplo y doctrina de los patriarcas, sacerdotes, reyes y jueces de Israel; lo cual nos permite ordenar, resumir, separar y visualizar objetiva y claramente dos conjuntos o dominios antagónicos, respecto a los principios, los medios y los fines que persigue la ilustración de la doctrina de la trascendencia humana expuesta por Cristo mediante su vida, ejemplo y enseñanzas __VS__ las directrices, los medios y los fines que persigue la ideología supremaciíta de Israel contenida en los hechos criminales y genocidas de los ancestros de Israel y sus semillas, a tribuidas a designio divino sin que sean cuestiones espirituales.

    Hallazgo de la razón: Agotado el procedimiento propuesto al haber diferenciado las congruencias e incongruencias que se dan entre: la fe y la razón, caemos en cuenta del error fundamental del cristianismo inducido por San Pablo: [2a Timoteo III, 16,17], para judaizar el cristianismo uniendo como si fueran una misma cosa, las enseñanzas de Cristo, con los hechos ancestrales de Israel, siendo cuestiones distintas y contrarias; con la intención de que los hijos de Israel seguidores de Cristo, siguieran siendo Israel, y los gentiles cristianos ayudaran Israel sin darse cuenta, a ser el primero entre todas las naciones; lo cual violenta los principios espirituales y filosóficos de la prueba, haciéndonos llegar a conclusiones y expectativas falsas que al no concordar con la realidad nos confunden, enajenan, pervierten y deshumanizan. Y para perpetuar el error fundamental, San Pablo descalificó la razón, castrando mentalmente a los creyentes, diciendo:

    `Mirad que nadie os esclavice mediante una filosofía fundada en tradiciones humanas, según los elementos del mundo y no según Cristo´; por que está escrito: `Desecharé la sabiduría de los sabios y la prudencia de los prudentes: ¿Dónde esta el sabio?,¿Dónde esta el docto?, ¿Dónde esta el sofista?¿Dónde están los espíritus curiosos de las ciencias de este mundo?, acaso no entonteció Dios la sabiduría del mundo, porque ya que el mundo teniendo a la vista las obras de la sabiduría divina, no conoció a Dios por medio de la ciencia humana, sino por medio de Cristo´ [1ª Corintios I, 19,,21] __`considerad hermanos quienes son los que han sido llamados a la fe de entre de vosotros, y veréis que no son los sabios según la carne, ni los poderosos, los nobles; sino que Dios ha escogido a los necios según el mundo, para confundir a los sabios, y ha escogido a los débiles para confundir a los fuertes y poderosos´ [1ª Corintios I, 26, 27]__ y `nadie se engañe a si mismo, si alguno de vosotros se tiene por sabio según el mundo, hágase necio a los ojos mundanos, a fin de ser sabio a los ojos de Dios; porque la sabiduría de esta mundo es necedad delante de Dios, pues está escrito: Yo prenderé a los sabios en su propia astucia´, y en otra parte `El Señor penetra las ideas de los sabios y conoce la vanidad de ellas´ [1ª Corintos III, 18,,20]. (Contradiciendo la enseñanza sobre el uso de la razón revelada por Cristo al ciego de nacimiento, a fin de hacer un juicio justo para disolver las falsas certezas de la fe que nos hacen ciegos a la verdad, pues solo la verdad nos hará libres de las ataduras mentales). Dando origen al dogma de la inerrancia que lleva a los fideístas a descalificar la razón para criticar la Teología, ya que por ser palabra de Dios, es la verdad absoluta; lo cual, nos ha llevado a generalizar y creer erróneamente que __tanto el Antiguo Testamento, como el Nuevo Testamento, son un mismo legado de conocimiento espiritual que revelan las verdades eternas o Ley de Dios __y por ello, no es necesario esforzarnos en practicar la disciplina mística requerida para alcanzar la experiencia de nuestro espíritu y conocer las verdades eternas__ ni tampoco es necesario el quehacer filosófico para llegar a ellas, pues ya los reveló Dios en la Biblia. Y esta separación entre la fe y la razón, es fatal para los creyentes, pues introdujo la dualidad moral y el error en la base de la estructura de nuestro pensamiento existencial y religioso; y esto es lo que ha provocado la atmósfera de deshumanización y pérdida de valores en la que vivimos inmersos.

  7. EL MACROSEÍSMO QUE VIENE. San Pablo de fue un caballo de Troya enviado por el Sanhedrín para infiltrar el movimiento cristiano y mantenerlo sujeto a la Sinagoga. Desde entonces el talón de Aquiles de la doctrina de la Iglesia ha sido el profetismo judío. En estos momentos en que la Iglesia agoniza ante el mortal ataque de sus eternos enemigos, el liderazgo pontificio del helenismo secular cristiano que abrogue el Antiguo Testamento de nuestra fe, será en lo futuro el liderazgo de una Iglesia triunfante. Benedicto XVI, tiene la oportunidad histórica de resucitar a la Iglesia promoviendo la helenización de cristianismo y abrogando la religión chatarra judeo cristiana que formuló San Pablo, sin embargo se comporta como cripto judío. La reciente trilogía Encíclica sobre la caridad, la esperanza y la verdad, son sintomáticas de un pontificado intimidado por los continuos e intensos ataques de propios y extraños, no solo contra la Iglesia, la doctrina milenaria y la autoridad pontificia, que son promovidos encubiertamente desde la Sinagoga; lo cual explica el reduccionismo absurdo de Caritas in veritate al promover los valores mínimos de la ley natural y la convivencia social para barnizar de humanista el modelo socio económico actual, dejando de lado los valores máximos de la trascendencia humana y la sociedad perfecta que promueven la justicia social y el desarrollo espiritual de la humanidad mediante la practica intensa del altruismo, el misticismo y el activismo social; a fin de promover la pretensión de los rabinos de que la Iglesia abrogue la doctrina de Cristo, y se convierta en promotora de la Ley moral natural dictada por Dios a Noe (noaquismo) para gobernar a las bestias humanas (los pueblos no judíos). Sin tomar en cuenta que la ley del más fuerte es una de las directivas de la ley natural.

  8. Hola… me gustaría tener información sobre la primera imagen que aparece en el escrito… se parece mucho a mi hermano y me gustaría saber el origen de la misma.

  9. Es increible el poder del Señor. Es misedicordioso y no hay que dudar de Él, nunca, seguir sus huellas, oir sus mensajes. Ojalá todos creyeran en Él, habría solo alegría en el mundo, la gente no sería tan triste, y el Reino de los Cielos estaría repleto, el Señor Dios sería feliz a ver a todos sus hijos. Debeis estar atentos,en cualquien momento llegará la hora y juzgarán tus pecados. El perdona, por lo que debéis perdonar, El ama, por lo que debéis amar, el ayuda, por lo que debeis ayudar, El consuela, por lo que debéis consolar.
    Tratad de imitarlo, en lo que podais, sed buenos incluso con vuestros enemigos, tal como Cristo lo fue.
    La gente me dice: «Alfonso, esa gente ya sabes como te trata, te insulta, a ti y a tu padre, es verdad que siempre lo defiendes, pero, no puedes perdonarlos» Pero se que Dios si conoce el perdón.

  10. si, he de ser sincera estas palabra me llegaron al fondo de mi alma por lo menos a mi me llego hasta el alma y es que jesús hace que te llege al alma ,yo lo siento asi por eso les pido que no le demos la espalda el esta esperando q nosotro le abramos la puerta de nuestro corazón cuando le damos la espalda lo hacemos llorar consolemolos atravez de la oracion asi como el nos escucha cuando estamos mal nosotro escuchemolo a el

Los comentarios están cerrados.